Google+ Followers

La Utopía

Ella está en el horizonte. Me acerco dos pasos, ella se aleja dos pasos.
Camino diez pasos y el horizonte se corre diez pasos más allá. Por mucho que yo camine, nunca la alcanzaré.

¿Para qué sirve la utopía?
Para eso sirve: para caminar
.
(Ventana sobre la Utopia. Eduardo Galeano.

CREO EN LA UTOPIA PORQUE LA REALIDAD ME PARECE IMPOSIBLE

martes, 19 de enero de 2010

Aprendamos de Diógenes

A veces , viendo cómo hay personas que han medrado sólo con una actitud de adulación y de hipocresía, y que, desgraciadamente , es una "enfermedad" muy extendida en nuestra sociedad nihilista y carente de valores y referentes éticos, me acuerdo de un escrito de A. de Mello :

"Estaba el filósofo Diógenes cenando lentejas, cuando llegó a su casa el filósofo Aristipo,que vivía confortablemente a base de adular al rey.Y le dijo Aristipo: «Si aprendieras a ser sumiso al rey, no tendrías que comer esa basura de lentejas».

A lo que replicó Diógenes: «Si hubieras tú aprendido a comer lentejas, no tendrías que adular al rey».
Hace tiempo que asumí que el cultivar nuestra profesión con dedicación y sacrificio es un verdadero tesoro en las cambiantes fortunas del tiempo. Me alegro de seguir pensando igual
Otra de sus frases conocidas :“ Es preferible la compañía de los cuervos a la de los aduladores, pues aquéllos devoran a los muertos; éstos, a los vivos."
A quien le dijo: “Muchos se ríen de ti”, le contestó: “Pero yo me tomo en serio”.

1 comentario:

Nacho dijo...

Muy al pelo de los tiempos que corren esta referencia a Diógenes de Sinope contemporaneo de Aristipus de Cirene.Y muy entrañable la memoria de Antony de Mello ( El Manantial,Contacto con Dios...)un jesuíta muy particular que no gozo de gran predicamento en algunos sectores de la Iglesia.Diogenes de Sinope que fue en muchos de sus perfiles recordado por la obra de Diogenes Laercio( un anticuario) que no debe confundirse con él.Y que era un cínico,palabra que significa " como perro" o yo diría como perro callejero y que fué discipulo de Antístenes el padre de la escuela cínica.Y hablando de materialismo, de nihilismo, como hace poco hemos celebrado el 5o aniversario de la muerte de Camus, no estaría de más que releyésen de él " El hombre rebelde".O hablando del individualismo y el vacío contemporaneo al filósofo español
poco conocido y profesor de Harvard, George Santayana que en su retiro en Roma hizo lo que Diógenes de Sinope, que vivía en verano en Corinto y en invierno en Atenas.Pues George para el invierno más largo escogio Roma.