Google+ Followers

La Utopía

Ella está en el horizonte. Me acerco dos pasos, ella se aleja dos pasos.
Camino diez pasos y el horizonte se corre diez pasos más allá. Por mucho que yo camine, nunca la alcanzaré.

¿Para qué sirve la utopía?
Para eso sirve: para caminar
.
(Ventana sobre la Utopia. Eduardo Galeano.

CREO EN LA UTOPIA PORQUE LA REALIDAD ME PARECE IMPOSIBLE

miércoles, 11 de enero de 2012

LAS INERCIAS

-Muchas veces , muchos tenemos la sensación de que reiteramos que existen los mismos problemas que hace 15 años en el Sistema Sanitario Español. Que si la Atención Hospitalaria se lleva el mayor bocado del presupuesto, que si la A. Primaria es la cenicienta del Sistema, que si la resolutividad de la primaria pasa por  la petición de pruebas complementarias............. Se desarrolla así uno de los problemas más sibilinos y persistentes que es el de las Inercias.
Se define la inercia como  la propiedad que tienen los cuerpos de permanecer en su estado de movimiento, mientras no se aplique sobre ellos alguna fuerza. Como consecuencia, un cuerpo conserva su estado de reposo o movimiento uniforme en línea recta si no hay una fuerza actuando sobre él.

En resumen, la inercia es la resistencia que opone la materia al modificar su estado de reposo o movimiento. En física se dice que un sistema tiene más inercia cuando resulta más difícil lograr un cambio en el estado físico del mismo.
Existen en   nuestro Sistema Sanitario tres Inercias que ,conjuntamente, pueden estar lastrando toda posibilidad de cambio y de mejora en la calidad, en una estructura cada vez más  rígida  y enrocada en comportamientos inaceptables hoy para muchos, entre los que me encuentro:
     - Inercia del Médico: Por ella, el médico no modifica sus comportamientos con el paciente, no mejora su comunicación  con el paciente ni los malos hábitos en prescripción, ni la actitud ante el riesgo cardiovascular, ni el mal hábito de no levantarse a explorar a sus pacientes...... Lo peor de esta actitud es que no se actúa contra ella y los médicos que la practican  viven "confortablemente" instalados en esa Inercia , cobrando en muchos casos más incentivos y sueldo que otros que no tienen ese estilo de práctica médica y se comprometen más con el paciente y con la Organización. Las consecuencias tanto para pacientes como para el Sistema son nefastas en cuanto a la calidad asistencial.
   - Inercia de los Pacientes : La gratuidad absoluta y el no control en las prestaciones del Sistema, así como la inercia de muchos pacientes en el incumplimiento, en la reiteración de las consultas y en la exigencia de ser vistos por especialistas y en   solicitar pruebas complementarias, la hiperfrecuentación injustificada y la falta de co-responsabilización en el control de sus enfermedades crónicas, hacen que el sistema sea claramente ineficiente y que el nivel de Burn-out de los profesionales  crezca de manera exponencial. La falta de penalización en comportamientos inaceptables, agresividad , prácticas de picaresca como intentar sacar recetas con tarjeta de pensionista para sus familiares ó amigos, el intento de engaño a sus médicos con fines rentistas.......hacen que las situaciones esperpenticas e injustas campen a sus anchas constituyendo la incapacidad laboral  una de las bolsas de fraude  de mayor cuantía en el costo total de la asistencia. Y no he oído a ningún político nombrar ni una sóla medida de penalización contra estos inaceptables
comportamientos.


- Inercia del Sistema Sanitario: Su déficit crónico  de innovación, la persistencia en la masificación, en el manejo de las listas de espera, en la falta de recursos y de confianza para la A, Primaria, su inercia en incentivos perversos que sólo favorecen a los cara duras y los pícaros que se mueven en una u otra dirección según se incentive una cosa u otra. Hemos visto y seguimos asistiendo a situaciones en las que un liberado sindical cobra más que un miembro del centro de salud de su misma categoría que está al pié del cañón viendo pacientes todos los días. Aberraciones como que hay profesionales que cobran  incentivos por decir que hacen ecografías que no hacen en realidad, cobrar  cirugía menor  por hacer un simulacro de crioterapia con el Histofreezer ó quitar una verruga filiforme y el Sistema sigue y sigue sin cambiar un ápice sus ya viejos "tic" que  hastían a los profesionales que sí intentan hacer bién su trabajo y ven cómo se premia a los más incapaces . Se siguen tolerando médicos y enfermeros/as que están exentos de guardias y hacen los llamados módulos asistenciales que no son ,en muchos casos más que un paripé donde se ven 3-4 pacientes ó se ponen 2 ó 3 vacunas , pero cobran  como si hubieran hecho 4 guardias. Y ésto a sabiendas de los gerentes y directores de los equipos que miran para otro sitio porque lo contrario está mal visto.

¿ Podremos esperar alguna medida de nuestros gestores  en el sentido de terminar con las Inercias que se comportan como un parásito que impide que un Sistema como el nuestro comience a favorecer las buenas prácticas y vaya intentando terminar con todas sus lacras? A fin de cuentas , además de la 1ª ley de Newton sobre la inercia existe la 3ª ley de Acción y Reacción