Google+ Followers

La Utopía

Ella está en el horizonte. Me acerco dos pasos, ella se aleja dos pasos.
Camino diez pasos y el horizonte se corre diez pasos más allá. Por mucho que yo camine, nunca la alcanzaré.

¿Para qué sirve la utopía?
Para eso sirve: para caminar
.
(Ventana sobre la Utopia. Eduardo Galeano.

CREO EN LA UTOPIA PORQUE LA REALIDAD ME PARECE IMPOSIBLE

jueves, 9 de mayo de 2013

¿Quién dá más?

- Conforme pasan los días y los meses en que se está desmantelando salvajemente el Sistema Público de Salud   y no se remodela lo que funcionaba mal sino que se elimina lo que funcionaba bastante bién , y se despiden médicos  que hacían su trabajo honradamente, en muchos casos mejor que los propietarios de esas plazas (algún día hablaremos de reacreditaciones) asistimos al resurgir con fuerza inusitada de la medicina privada que oferta servicios   médicos como si se tratara de una feria de muestras. Aquí lo de menos es si procede ó no una prueba. Si el paciente paga, y pagará si se le acojona suficientemente con campañas publicitarias, todo está permitido.  ¿Quo Vadis Sanidad Pública? Muchos desaprensivos se estarán frotando las manos con el deterioro de la Sanidad Pública y quién sabe si no se está propiciando que los mejores del Sistema emigren a las privadas hartos de tanto recorte injustificado y disparatado. ¿Nos acostumbraremos a ver carteles como éste, en cualquier valla publicitaria ó periódico de tirada nacional ó local?:


4 comentarios:

Jas de la Vera dijo...

Espeluznante !

Salva dijo...

Tendremos que conseguir que los ciudadanos distingan al médico(que hace estas pruebas en un proceso clínico) del mercader (que hace estas pruebas en un proceso cínico).
En esta guerra ya sabemos quienes van a perder...

Alondra dijo...

Que recorten sus trajes, sus viajes en coche blindado, sus prebendas económicas, que dejen sus seguros sanitarios con mutuas y sea de obligado cumplimiento SS para todos, hemos luchado mucho por nuestro sistema sanitario y por la educación, y esos no admiten pasajes low cost.
Un blog muy interesante

Antonio R. dijo...

Gracias por pasaros por aquí a comentar. Ya veremos en qué queda esta etapa tan inquietante que nos ha tocado vivir